romance-1934204_1920

Porque es mejor ser amigos con derechos y no novios (Visión mujer)

Cada vez es más frecuente que existan “amigos con derechos”, fundamentalmente si existe gran seducción y sensualidad entre dos personas y si se la pasan muy bien juntos pero no buscan un compromiso.

Amigos con derechos

Acá te damos algunas razones porque es mejor ser amigos con derechos y no novios

1 Cero compromisos

No tienes que dar explicaciones de nada, tampoco ir a la comida familiar en la casa de su abuelita. Cero llamadas o mensajes diarios y lo mejor es que puedes divertirte cuanto quieras con tu otro amigo sensual.

2 El sexo será fantástico

Ya le conoces desde hace algún tiempo, por lo que el sexo no será embarazoso y te sentirás con más sensualidad y libertad de hacer o pedir cosas que quizá te avergonzaban con tu ex pareja.

3 Puedes ser tú mismo

No tienes que impresionar ni quedar bien con nadie. No tendrá esa tensión peculiar de las primeras citas y puedes expresarte libremente sin temor a que te juzguen.

4 Si quieren estar juntos, bien. Si no, también

Pueden verse o no, que no va a pasar nada. Si no se ven ni se llaman en una semana o más, no habrá reproches ni herirán sus sentimientos. Podrían sólo tener sexo dejando a un lado las citas y nadie se lo tomará de forma personal.

5 También cuentas con un amigo

La amistad ya existía, así que sin dudarlo podrás contarle tus inquietudes o disfrutar de conversaciones sin sentido sólo para pasar el rato. Si los dos están de acuerdo, también pueden tener salidas casuales y divertirse.

6 Tu cartera puede quedarse tranquila

No regalos sexy, no detalles, no aniversarios. Olvídate de tener que gastar en otra persona y ruborizarte por dividir o turnar las cuentas.

7 Si deciden terminar con el juego, no habrá drama

Por la razón que sea, puede que en algún instante uno de los dos quiera finalizar, y todo estará bien. Sabían desde el principio que lo suyo no era para siempre, por lo que no habrá drama ni lágrimas cuando se den las gracias.

Sólo cerciórate de saber efectivamente lo que quieres y esperas antes de implicarte en una relación abierta y recuerda ¡queda prohibido enamorarse!

 

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *